Amona

Amona

 

Lo que nos une a nuestra comunidad, no es un café. Es una manera de ser, y de hacer. Que sabe bien. Que nos llena de orgullo. Que llena de orgullo los hogares y la hostelería.

Y tanto en los hogares gipuzkoanos, como en la hostelería, el rol de la mujer gipuzkoana es, y ha sido siempre, imprescindible. No hay Aitona sin amona.

Iniciativa. Impulso. Energía. Conocimiento. Empatía. Capacidad de trabajo. Esfuerzo. Cariño. En Aitona hemos hecho un homenaje al rol de la mujer en el trabajo y en la familia. A las que dejaron el poso de lo que hoy somos. A las que nunca dejaron de trabajar ni soñar. A las madres de todas las madres.

El 5 de mayo de 2019 Aitona cambió lo más importante, su identidad, su logotipo, en homenaje a la madre de todas las madres. Por un día, cambiamos nuestra marca de 50 años por las que con su trabajo, cariño y compromiso cambiaron nuestras vidas. Para visibilizar a las grandes amonas que han hecho historia en Gipuzkoa.

Aprovechamos el escenario donde más se unen ambos mundos: la hostelería. ¿Cuántos restaurantes, bares, hoteles se han levantado gracias al esfuerzo, muchas veces sordo, de mujeres gipuzkoanas?

Imprimimos una edición de sacos de Aitona con el logo de Amona y, como gesto de complicidad, lo hicimos llegar a los hosteleros. Además, creamos una edición especial de saco personalizado con el nombre de su amona.

Creamos un audiovisual viral para redes sociales y WhatsApp, y compartimos el homenaje en RRSS, invitando a todo el mundo a sumarse a él etiquetando a su amona. Y como agradecimiento, publicamos una página en prensa con los nombres de las amonas de los establecimientos hosteleros guipuzcoanos que se sumaron al homenaje.

Y es que, desde Aitona, reconocemos el rol de la mujer pionera en la construcción del modelo de sociedad que hoy estamos transformando.

 

 


Publicación más antigua Publicación más reciente